Nombre: Miguel Bardem

Edad: le gustaría tener 30 y quedarse ahí mucho tiempo (en realidad, tiene 37).

Natural de: madrileño castizo del barrio de Chamberí, aunque no profesa la religión de chulapa.

Antecedentes penales: confiesa que antes de dedicarse al cine se pegaba la gran vida. Sólo veía películas y vagueaba por el sofá, se divertía con los amigos y también... bueno, esto último no se puede decir. Estudió un año de informática (para separarse de su genética absurda), llevado por la fantasía de los juegos conocidos hoy como la playstation y demás sucedáneos. Pero su conciencia le castigó como una madre a toro pasado: lo ves hijo, tendrías que haber estudiado algo de provecho como filosofía o historia, y no esa tontería del cine. También perdió un año en la facultad de Imagen y luego se piró a Italia, donde estuvo un año estudiando cine en el Centro Experimental de Cinematografía. Asegura, sin embargo, que donde se curtió fue trabajando, ya que empezó de meritorio a los 17 años en montaje.

Delitos: con la experiencia delictiva adquirida en su propia casa, puso en marcha su primera fechoría en formato corto, "La madre", para la que contó con la ayuda de su tía Pilar y su primo Javier (ya ves, inculcándole el vicio al chavalillo). En un intento de independencia de "la familia" se dejó llevar por las malas artes de dos coleguillas, Menkes y Albacete, con los que rodó un primer largometraje repleto de modernos y drag-queens, "Más que amor frenesí". Ahora se lo monta por su cuenta. Sus dos últimas operaciones llevan por nombre "La mujer más fea del mundo" y "Noche de reyes". Al igual que su compañero de jurado Javier Fesser, también ha extendido sus trastadas a internet, con el corto "Soberano".

Compinches: ante todo su familia (es casi un cuadro clínico). Su padre, Juan Antonio, es realizador de cine; su tía Pilar, actriz; y sus primos, Javier y Carlos, actores. Por si esto fuera poco, en su primer acto delictivo a gran escala contó con la colaboración de dos compañeros de fechorías, David Menkes y Alfonso Albacete.

Próximas fechorías: a pesar de su afición por la comedia, en la que ha demostrado saber manejarse como pez en el agua, sus planes inmediatos le arrastran, según el mismo ha confesado, hacia el drama de suspense. Está trabajando en una historia del mundo del timo: "Incautos", que narra la vida de un timador desde pequeñito hasta que se hace un verdadero monstruo del "negocio".

El botín: se estrenó por todo lo alto en esto del cine gracias a su cortometraje, "La madre", por el que recibió en 1996 el Goya al Mejor Corto de Ficción. Curiosamente, su tía Pilar y su primo Javier, protagonistas del mismo, recibieron ese mismo año el Goya a la Mejor Actriz de Reparto ("Nadie hablará de nosotras") y Mejor Actor ("Boca a boca").

Las pruebas: www.soberano.com, www.nochedereyes.com, www.lamujermasfeadelmundo.com.